miércoles, 23 de septiembre de 2015

Sobre mis hijos: se hacen mayores

Me refiero a los dos mayores, claro está, que con sus diez años el Niño y doce años recién cumplidos la Niña, están dando un gran cambio. La pequeña sigue siendo una bebota loquita de nueve meses.

El Niño sigue teniendo momentos de morirse de risa, pero cada vez acompañados de un trasfondo de mayor sensatez. Este año le han cambiado de profesores. Por una historia rocambolesca de las que solo pasan en el colegio de mis hijos, este año que no tocaba cambio de nada, les han hecho uno parcial. Sigue el mismo grupo de alumnos pero con dos profesores distintos. La tutora de mi hijo del año pasado era cariñosa con ellos y mi hijo la apreciaba. Pero mandaba toneladas de deberes. Ningún niño de la clase bajó de dos horas diarias dedicadas a los deberes y por más quejas que transmitimos los padres, el método no cambió. Lleva cuarenta años siguiendo la misma forma de enseñar así que le debía de dar la risa al vernos con intención de hacerla cambiar.
La nueva tutora de mi hijo es una profesora joven con la que él está encantado.
La nueva profe es buenísima mamá. Se nota que es buena porque es guapísima. Por ejemplo A. tenía cara de loca y cuando la conocías te dabas cuenta de que era una loca.
- No se yo si eso tiene mucha base...
- Yo sí que lo se. Es buenísima. Además no se hace la misteriosa como le gustaba tanto hacerse a M. (M. era su tutora el año pasado). Esta no es nada misteriosa, es buena y guapa, no me ha podido tocar una profe mejor.

A ver, el Niño simplifica mucho. Pero seguro que en esa belleza que él ve, hay más de rasgos bondadosos y cariñosos, que de concurso de mises.

El otro día estaba hablando con la hermana de cuando sean mayores y se casen y tengan hijos y le dice:
- Tú hermana, tienes más dudas de cómo será con quien te cases, porque chicos hay de mil formas distintas. Mientras que yo no tengo tantas dudas porque de chicas realmente solo hay de dos tipos: plastas pero majas, y muy duras pero simpáticas.

Tratados de psicología femenina, toneladas de literatura sobre la variedad de mujeres existentes, para que él venga a meternos a todas en dos sacos. Obviamente yo no he querido preguntar a cual de los DOS UNICOS grupos de mujeres pertenezco. Tiene bemoles la cosa, ¿eh?, pensándolo mejor me estoy arrepintiendo del párrafo en el que decía que está madurando. En fin.

La Niña mayor está feliz con su paso a primero de la ESO. Motivadísima con todo, emocionada y contenta. Ya ha empezado con los entrenamientos de baloncesto y en breves empezará la gimnasia rítmica y las clases de piano. Ella está deseando estar a tope con todo.
Además ha empezado a tejer - ¿¡Tejer??!!! - una bufanda para su hermana. Yo alucino con esas habilidades e intereses extraños que tiene mi hija. Yo he sido muy buena estudiante y su padre ha sido y es muy deportista. Pero lo de las habilidades manuales nos supera a ambos. También le encanta peinar, el otro día nos dijo que estudiará física pero que si no encuentra trabajo igual durante un tiempo se hace peluquera.
La chavala adorna su larga cabellera con trenzas vikingas y recogidos que impresionan. Ha encontrado videos en la red de cómo hacer peinados y la cosa ya se ha ido de madre nivel Sissí emperatriz. Ya nos ha dicho que ya tiene pensado cómo va a peinar a la hermana para la Primera Comunión. Os recuerdo que la hermana en cuestión tiene nueve meses. Así que si eso no es planificación y anticipación que venga Dios y lo vea.

La Niña pequeña sigue igual de cabra loca. Gatea como una Fitipaldi, se agarra a muebles y sofás para ponerse de pie, pretende dar pasos sin sujetarse y se cae de culo sobre su pañal, encuentra una pelusa a una milla a la redonda y se la come, muerde zapatos y cualquier cosa que pille menos sus mordedores... Y todo esto con una sonrisa de oreja a oreja y grititos de emoción. Cuando la cojo se achucha fuerte y me chupa, que debe de ser su forma de besar. Es una bebé sana y feliz, que come y duerme bien, pero que no para quieta un segundo.

Y hasta aquí mi repaso de hoy sobre mis tres vástagos. Un beso

42 comentarios:

  1. Jajajaja. Lo bueno del análisis de tu hijo es que en ninguno de los dos grupos hay cabida para las mujeres antipáticas. O somos majas o somos simpáticas (que no sé yo muy bien la diferencia) pero bordes, jamás. Jajajaja.

    Tu hija me ha recordado a mí en cierta forma. No por las manualidades, que por todos es sabido que yo soy un desastre para esas cosas, sino porque con diez u once años ya tenía claro cómo iba a ser el piso donde viviría sola (sí, yo soñaba más con vivir sola que en pareja o casada, ya ves tú) y cómo lo pensaba decorar. Hacía planos y todo con la ubicación de los muebles. Jajajaja. Besotes!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿En serio?, jajajajajaja, pues eso también es anticipación nena.
      Ahora que lo mencionas yo de pequeña tampoco tenía claro que fuera a casarme y tener hijos. Veía de lo más interesante el momento emancipación, irme a estudiar fuera y cosas así, pero en mis fantasías no entraba lo de formar una familia, tampoco es que tuviera claro no formarla, simplemente no pensaba en esa parte de la vida adulta. Mis hijos son mucho más conservadores. Siempre piensan en su futura familia como una muy similar a la nuestra. Mi hermana que acaba de cumplir 33 no está casada y es un quebradero de cabeza para ellos.
      ¡Un beso!

      Eliminar
  2. qué monos los tres... y la profe, que nos ha quedado guapa que es maja Y simpática... lo tiene todo! x)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son muy distintos pero para mi gusto, de comértelos con patatillas los tres.
      Y lo de le profe, jejejeje, sí, lo tiene todo para él.
      Un beso

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Sí, es una suerte tener su ingenuidad y su alegría.
      Un beso

      Eliminar
  4. Yo tampoco quiero pensar a cuál de los dos grupos pertenezco... jajaja!! Me encanta tu niño, de verdad.
    Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los dos grupos son buenos por un lado y malos por otro, y en realidad se parecen mucho. ¡No hay por donde coger su agrupación!, jajajajaja.
      Un beso

      Eliminar
  5. ayyy mi niño!!!! que no crezca y no pierda nunca esa inocencia y esa loca inmadurez!!! ahí todos esos psicólogos, sociólogos, y todos los ....ólogos habidos y por haber haciendo mil y un desglose de tipos de mujeres y tiene que llegar mi Niño para decir alto y claro que sólo hay dos jajajajajajajaajajaaa
    Besines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una risa el chaval, porque además es para verle como lo dice. No tiene ni idea de lo gracioso que es, él habla seriamente, con sus ojazos negros fijos en ti, sin entender porque sonríes.
      Un beso

      Eliminar
  6. Me parto con todos... jajaja El niño es un Don Juan... jajaja cada ve tengo menos dudas!! Es genial

    La niña grande... ¡¡¡ES IGUAL QUE MI PRIMA!!! con cada cosa que iba diciendo... pensaba... ¡¡no puede ser!! A mí me entró la afición por tejer más tarde... ya con los 18 cumplidos.
    Pero a la prima a la que digo que se parece... fue así, por esa época. Ella empezó con ganchillo. Ahora hace las dos cosas, pero lo hace genial y es súper original (ahora está ya a punto de cumplir los 20) Además, desde hace años peina de maravilla... en serio... se le da estupendamente. De hecho, hace algunos años... medio de broma, medio de verdad... le dije que quería que me peinase ella para mi boda.... jaja
    Y no solo eso... además... quería ser astrofísica. Para lo que tenía que estudiar física... Y... ¡¡¡eso está haciendo!!! jaja Además tenía la cosa de que estudiar en Francia además le saldría incluso más barato y con formación en el campo que primeramente le interesaba... ¡¡y ahí está!!

    Te paso su blog. No actualiza mucho... pero de vez en cuando cuelga algunas cosas de lo que hace, o incluso algunas cosas medio científicas... jaja http://losconocimientosdelasepia.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué fuerte lo de tu prima!, son auténticas almas gemelas. Me he pasado por su blog y directamente se lo voy a presentar a mi hija porque seguro que le encanta. Ya la veo haciendo el bolso de ganchillo gris.
      La mía empezó a coser muy pequeña porque le pidió a mi suegra que la enseñase. Ha cosido fundas de gafas, de móviles, de portátiles y hasta una funda para la jaula de un pájaro. Además hace broches, borlas y vestidos de muñecas. El invierno pasado ya aprendió a hacer cuellos de lana y este año me pidió lana para la bufandita de la hermana. Yo alucino muchísimo porque soy negada para cualquier cosa que requiera habilidad manual. Yo me evado leyendo pero nunca me daría por entretenerme tejiendo.

      Un beso

      Eliminar
  7. ¿Y no es eso la felicidad?, yo diría que si.
    A mi Hada, de la edad de tu Niña, no le gustan las trenzas, a mi Sol, de la edad del tuyo las chicas le son transparentes, de hecho, creo q en la categoría única de mujeres estamos solo su madre y las abuelas, al resto, ni las ve y mi garbanzo me achucha y me besa y me dice que me quiere y ya no necesito mas.
    Ayer hizo un año, un año desde mi ultimo cambio funcional laboral, ayer di el primer paso de lo que confío en que sea el cambio de mi vida, no puedo contarte mas de momento, pero no tardare, soy muy cotorra.
    Lou

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Entre que las mujeres les sean transparentes y fijarse lo justo para separar en dos únicos grupos no te creas que hay tanta diferencia, jajajajaja.
      La de las trenzas no te creas que son trenzas como las que yo haría, las de toda la vida. Noooo, ella deja melena suelta sujeta con trenzas del tipo espiga, de raíz y no se cuantas modalidades. Si has visto la serie vikingos, son del tipo de las que lleva la mujer de Ragnar. Para mi es ciencia ficción que sepa hacer esas cosas con su pelo. Yo nunca he tenido ningún arte para peinarme.
      Un beso
      (gracias por ese adelanto sobre tu emocionante cambio de vida)

      Eliminar
  8. Preguntale a tu hijo ya mismo a que grupo de mujeres perteneces..... y a tu hija dile que cuando quiera se venga a peinar a Princesita que tiene un pelo de esos indomables e igual me da una idea....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que te la daría. Mi pelo es de lo peorcito del mercado y en un par de ocasiones que la he dejado me ha hecho unos peinados monísimos.
      Un beso

      Eliminar
  9. no entiendo bien el "plastas pero majas, y muy duras pero simpáticas" plasta es alguien pesado? maja es alguien divertido ? dura sería como muy estricta ?
    pero bueno independientemente de eso, que con 10 años ya nos tenga clasificadas es impresionante jaja

    lo de tu niña es maas impresionante aún! si hacerle esas trenzas a otra persona es dificil, hacersela a ella misma es WOW!

    saludos desde Ecuador! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Plasta = pesado. Maja = simpática o al menos que a ti te cae bien, buena gente. Dura = estricta, exigente.
      Sobre las trenzas de la niña, ella dice que a quien mejor se peina es a sí misma, no necesita mirarse en el espejo, incluso caminando por la calle se puede ir haciendo una trenza de raíz O_O

      Un beso

      Eliminar
  10. El chaval tiene buen concepto de las mujeres. Todas sois majas o simpáticas.
    Y yo buscándote una hija intermedia, hasta que he leído que la mayor hace planes sobre un peinado con ocho o nueve años de antelación.
    La pequeña es un sol. Está entrando en la edad en que me encandilan los niños.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi he de reconocer que me gustan a todas las edades, porque cada una tiene su encanto. En unas inspiran más ternura y en otras es más simpatía.
      Un beso

      Eliminar
  11. Me encantan esos repasos a tus hijos. El niño sigue siendo genial, auqnue vaya perdiendo parte de su espontaneidad, no queda otra. Lo de la niña es genial. Mi peque tembién teje algo. luego se cansa, pero de vez en cuando me pide las agujas e hilo y se pone a tejer una bufanda que no terminará jamás...

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué gracioso tu niño. Pero en tu caso tú eres manitas y medio artista, te habrá visto hacer algo. En el mío a mi no me ha visto en la vida hacer ni una manualidad ni tejer ni nada de nada... Sale de ella de motu propio.
      Un beso

      Eliminar
  12. Hola. me gustaron mucho las interpretaciones de tus hijos... qué bueno lo de la profe guapa y maja! Por lo menos le gusta su profe y eso es ya ganar mucho terreno... Efectivamente, se nos hacen mayores... seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de tener afinidad con el profesor es fundamental. Por muy buen pedagogo que sea si al niño no le convence todo va a costar mucho más.
      Un beso

      Eliminar
    2. ahí las dao, esa profe tiene más de medio camino hecho.. si ha conseguido llegar así a tu hijo.. a tope con ella!

      Eliminar
  13. Tu niño es que me encanta. Plastas y duras, así nos dividimos las mujeres, jajajajaja. Y es gracioso lo de la niña, a mí me encanta tejer, de pequeña veía a mi abuela y siempre quise aprender, me enseñó de pequeña y cada vez hago más cosas. Sin embargo mi madre pasa de las lanas totalmente.
    Tienes suerte con ellos :)
    UN beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que lo de plastas lo dice por algunas de su clase que son muy ñoñas y lloran por cualquier cosa. Y lo de duras por otro grupito que tiene que son bastante bordes y cañeras con ellos.
      Lo del gen tejedor se ve que se salta una generación. Mi suegra y mi madre han hecho cositas, tampoco mucho pero de vez en cuando cosen algo, o hacen algo de punto. Yo nunca jamás, ni valgo ni me relaja.

      En cuanto a la suerte, lo pienso mucho. Estos hijos son la prueba evidente de que soy una persona con suerte. Conste que también tienen sus momentos de querer venderles en el rastro, pero son los menos.

      Un beso

      Eliminar
  14. ¡No le habras los ojos al niño! Déjale que piense que sólo existen esos dos tipos de mujeres. Ya le tocaré darse cuenta que tipos de mujeres hay miles y buena, buena, ¡ninguna! ;D Besotes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejejejeje. Si te das cuenta él ya se ha dado cuenta que buena buena ninguna, porque o plastas o duras, pero buenas del todo... nein.
      Un beso

      Eliminar
  15. Ayer vine a leer la entrada, y hoy que paso a comentar, vuelvo a leer lo de los tipos de mujeres y me río otra vez :) Yo creo que yo soy "muy dura pero simpática" ;D
    No sabes cómo me gustaría tener la gracia de tu niña para peinarme, de verdad que hace años quisiera poder hacerme una trenza simple de las de toda la vida, pero no me salen: han tratado de enseñarme, lo de los tutoriales en internet no lo intento porque nunca he podido aprender algo de ese modo (no algo que sea de "hacer con las manos"). Lo de tejer también se me antoja mucho, eso no lo he intentado y creo que ahí sí puedo tener una oportunidad; como a B solo le quedan bien muy pocos calcetines y zapatos, creo que la solución puede ser tejérselos. A ver...
    Qué gusto me dan siempre estas entradas sobre tus hijos Matt :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Silvia, no me puedo creer que vayas a ser peor que yo peinando, jajajaja. Yo una trenza normal de toda la vida sí se hacer, aunque me quede un poco chuchurría pero me sale. Lo que veo imposible es hacer trenzas elaboradas, de raíz, de espiga y no se qué más, que hace mi hija.
      Un beso y gracias por tus palabras

      Eliminar
    2. Créelo, Matt, en primer lugar se me dificulta mantener los brazos arriba, y luego no entiendo para donde tienen que moverse las manos. Ya no culpo a mi abuela porque estoy grandecita para que alguien más sea responsable, pero imagínate que me peinó hasta la secundaria ¡! A B le enseñará su padre :)
      ¡Un beso!

      Eliminar
  16. jjajaja el razonamiento de tu hijo sobre la profe es genial. Hay que ver como se hacen mayores a la carrera. besos mil.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se pasa volando, y no lo digo por decir en plan topicazo, a mi de verdad que se me pasa rapidísimo.
      Un beso

      Eliminar
  17. jajaja pues a mí me ha gustado mucho la clasificación de tu hijo, sobre todo me gusta que no dice nada de guapuras, que es lo que suele pasar.
    por cierto, me he acordado de ti cuando he mirado hace un rato el catálogo del ikea y el he visto la habitación esa con las tropemil camas XD
    un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa habitación es mal, jajajajajaja.
      Un beso

      Eliminar
  18. ¿Qué te digo? Si es que algunos hombres, casi todos, son así de simples y viven felices. Ahora, que yo me muero de risa de ver los razonamientos masculinos que tiene con esa edad. De verdad que apunta maneras.
    Tu adolescenteadolescenteadolescente (la mía cuando cumplió 13 me dijo "Mamá, ¿ya SI puedo llamarme adolescente?, pobre) es alucinante. ¿Cole, baloncesto, piano y gimnasia rítmica? Madre mía, me agobio yo con "solo" dos cosas, que no sé lo que voy a hacer con la catequesis y debería hacer más deporte. El mío también ha pasado a 1º y está emocionado. Ayer hablando con una amiga, llegamos a la conclusión de que ahora mismo, como no han empezado lo duro, están muy contentos; dentro de un mes y medio, estaremos todos tirándonos de los pelos; y dentro de cinco, ya nos habremos acostumbrado... En fin, yo sobre todo lo noto con este, que es el peque, y se hace mayor!!!
    Tu bebota debe estar para comérsela. Y hablando de comer, lo de las pelusas me suena. También con botones, piezas de lego, cáscaras de pipas, y cualquier menudencia capaz de ahogarles y estar en el suelo. Pero qué lindos están a esas edades.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Están lindos y peligrosos a partes iguales.
      Sobre el paso a la ESO de la mayor, no me preocupa con ella porque todo lo académico ha sido siempre fácil para mi hija mayor. Al año que viene que pasa el Niño será cuando tendremos emociones fuertes.
      Un beso

      Eliminar
  19. jo matt, si supieras como me encanta leer-te sobre tus peques.. que pasada!!!!

    ResponderEliminar
  20. http://www.alaya.es/2015/10/02/educar-con-humor-carles-capdevilla/

    todo tuyo nena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias hermosa, me he reído con ganas. Además tiene toda la razón en todo, la teoría de la relatividad queda más que demostrada cuando tienes varios hijos :)
      Un beso

      Eliminar