martes, 5 de septiembre de 2017

La pequeña empieza el colegio

La pequeña de la casa empieza el cole. El de los mayores. GLUB.

Casi estoy terminando de asimilar este embarazo, y ZAS!, escolarizada.

De verdad que no es frase hecha que el tiempo vuela. Por lo menos el tiempo en palabras mayores, los meses, las semanas... Porque los minutos del microondas viendo el platito girar, son eternos. Pero en fin, que me disperso, este Lunes empieza en el mismo colegio al que van sus hermanos. Le hablamos mucho del tema, y ella encantada con la idea, básicamente porque no tiene ni idea de lo que implica la idea. Cuando vea de verdad que tiene que madrugar y estar en el aula compartiendo espacio con profe y niños, un día tras otro, veremos a ver cómo lo lleva.
La hermana le preguntó el otro día que qué es lo primero que va a hacer cuando llegue a clase, y ella muy digna contestó: descalzarme.

Veremos a ver este espíritu libre, que lleva meses descalza, despeinada y casi en pelotas, como se reconduce a la vida escolar. Además, al haber nacido en Diciembre, será de las más pequeñas de clase.
Voy a escribir aquí algunas de las últimas anecdotillas con ella. Ya da material para escribir entradas como en su momento dieron sus hermanos, pero me puede la pereza... Al lío:

- El sábado pasado nos fuimos a pasar la mañana a la sierra de Madrid. Ella iba viendo vacas por la ventana y de pronto dijo emocionada: "qué monas las vaquitas, están haciendo un pink". Un pink para ella es un picnic. Las vacas de picnic. Me encanta

- Ella es muy fan de descalzarse, como ya sabe cualquiera que la haya visto o leído sobre ella. El otro día estábamos en Parque Europa, y cuando terminaron de decir las normas del parque por megafonía me preguntó muy seriamente: "¿Han decido que no puedo descalzarme?". (decido = dicho, ella todos los verbos los hace regulares: ponido, decido, rompido etc.).
El caso es que perdí una oportunidad de oro, porque me hizo gracia y la dije que no. Pero tenía que haber mentido y decirle que sí, que exactamente eso es lo que habían dicho, y que solo podía descalzarse en casa.

- La niña tiene pinta de angelito, porque además a su aspecto idealoso de niñita de 2 años y 9 meses, se junta que de natural es buena y dulce. Pero su carácter lo tiene para las ocasiones. Lo que más me impresiona es lo poco que la imponen otros niños, y lo segura que se muestra de sí misma. El otro día cruzó dos palabras con otra niña en el parque, y la vi que se quedaba seria, mirándose las manos como pensativa
        * Almudena, ¿qué te pasa? ¿te ha pegado la niña?
        * No. Pero yo quiero pegarle a ella
Un testigo ocular y auditivo fiable (concretamente mi hijo el mediano), me dijo que la niña la preguntó la edad. Cuando mi peque contestó que dos años, la otra respondió displicente, que ella era mayor porque tenía cuatro y no quiso jugar con ella. La dejó allí plantada sin ser consciente de que se estaba tomando la decisión si arrearla una guantá o no.

En más ocasiones la he visto comportarse así. No es de pegar, pero si la ocasión lo merece... De hecho más de una vez cuando un niño la ha empujado, o quitado a la fuerza algún juguete, ella me ha mirado tranquila y ha preguntado con su cara de ángel: "mamá, ¿puedo pegarle?". Y tengo la certeza de que si mi respuesta hubiera sido que sí, el niño habría recibido un buen remazo. 

22 comentarios:

  1. A eso le llamo el equilibrio de la fuerza! querer pegarle pero primero preguntar si puede jajajaja 2 años 9 meses! hermosa!

    mi hija (the only one) tiene 8 y solo atino a cantar "reloj no marques las horas..."

    saluditos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me ha encantado lo del equilibrio de la fuerza :)
      Un beso

      Eliminar
  2. Es un sol esa niña. Y no me cabe la menor duda de que es buena. Cuando hay que pegar una leche se pega sin preguntarle a mamá, para no quedarte con la frustración. Cómo se nota que soy tito y no padre.
    Besos a la madre y a la hija.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres un Tito en toda regla.
      Alguna vez ha cascado sin preguntar, pero pocas veces, la verdad.
      Un beso

      Eliminar
  3. ¿Cole de mayores? ¿Tu bebé? Ay Dios mío, si a tí se te ha pasado volando imagina a nosotros.
    ¡Qué bien que tenga carácter! Por lo que dices, no va repartiendo tortas, pero si hay que hacerlo... jajajaja. Ayer mismo recordaba eso con mi hija mayor, de cuando ella era peque, y le pasaba igual. Ella no era de pegar, pero tampoco de chivarse, y muy independiente; así que si alguien se metía con ella, pues se defendía. Recordamos una ocasión en concreto en la que ella defendió a su hermano, y quedó ella de mala, cuando el que había empezado había sido otro niño. Y ahora ya tiene 17 añazos... ¡ay!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. 17 años ya!, ay madre, qué mayores se nos hacen.
      Mi hija mayor también fue resolutiva para esas cosas, pero ya más mayor. Con 2-3 años era muy pacífica.
      Un beso

      Eliminar
  4. Jajaja!! Me parto... sobre todo con que pida permiso para pegar.
    Me ha impactado mucho ver que tu hija ya va al cole de mayores... madre mía, si hace nada estaba en tu barriga!!
    Espero que nos sigas contando cómo va la cosa, un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también pienso que hace nada embarazada, se me ha pasado volando.
      Ahora mismo acabo de salir del cole de la primera reunión informativa. No doy crédito.... mi bebeeee!!!
      Un beso

      Eliminar
  5. Jajajajaja. Tus hijos son únicos. Lo de las vacas de picnic me ha matado... Y lo de preguntar si puede pegarle a alguien es lo más. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El concepto: " vacas haciendo un picnic", me mata. Me da la risa cada vez que la recuerdo con su vocecita emocionada.
      Un beso

      Eliminar
  6. Ay, me encanta. Además, esa gente tranquila es la que más impone, porque te miran así serios y cuando crees que no van a hacer nada, te la calzan. jajajaja.
    espero que lleve bien el cole y que no decida descalzarse a la primera de cambio.
    un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo estoy convencida de que se va a descalzar, pero oye, que todo lo malo sea eso. Mientras esté contenta y encaje con la Profe y compis, ya conseguirán que se calce.
      Un beso

      Eliminar
  7. Joder, me alucina ese control de las emociones siendo tan pequeña!!!! Me sé de uno que debería tomar nota de ella... ;)
    Y sí, Matt, el tiempo vuela. No deja de alucinarme lo rápido que pasa todo.
    Muas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ver cómo controla las emociones cuando la exposición a iguales sea de tantas horas como pasará en el cole.
      Ten en cuenta que no ha ido a guarde, así que aunque va al parque y/o piscina todos los días a estar con niños de su edad, no es lo mismo que la trinchera del aula.
      Ella por ahora no ha tenido que bajar mucho al barro de la "supervivencia", je.
      Un beso

      Eliminar
    2. jajajajjaajajajajjajajajjajaja.. trinchera del aula!!!!!!! jajajajjajajaajja.. me encantas!!!!!

      Eliminar
  8. jajaja me he reido un rato con la anecdota de la otra niña

    ;)

    Deseo que tenga un buen inicio de cole

    Un besico

    ResponderEliminar
  9. Qué grande tu hija! Esa anecdota es de lo mejor que he leído.

    Inevitablemente los niños se hacen mayores. Seguro que le va genial este curso.
    Un besico.

    ResponderEliminar
  10. Me encantó leer esta entrada :D Qué maravilla, pidiendo permiso para pegar :) Ya imagino todo el material que dará ella en "el cole de mayores".

    ResponderEliminar
  11. hooooooooooooooola, he estado 15 dias sin wifi, pero ya estoy aqui. Un besazo

    ResponderEliminar